“¿De qué sirve tener los mayores presupuestos de la historia si no se garantizan unas vidas dignas de ser vividas?”

Elkarekin Podemos IU de Gipuzkoa rechaza las cuentas públicas de 2022. Su portavoz, Joanes Fiel, advierte de que para evitar las vidas precarias “necesitamos democratizar el trabajo sostenible y de calidad, y emplear una economía de los cuidados, una sanidad y una educación pública de calidad”

El pleno de las Juntas Generales de Gipuzkoa ha dado validez hoy a los presupuestos forales de 2022, pese a que no responden a las necesidades de la ciudadanía. Elkarrekin Podemos IU denuncia que las cuentas públicas no solo no dan la necesaria cobertura económica a la ciudadanía en riesgo de exclusión, sino que no se comprometen con que estas personas tengan “unas vidas dignas de ser vividas”.

“Vidas dignas son vidas no precarias, vidas que merecen la pena ser vividas. Para tener vidas dignas, tenemos que atender a las condiciones materiales de las personas en su día a día”, ha reprochado al Gobierno foral el portavoz de la coalición, Joanes Fiel, en la sesión plenaria.

“¿De qué sirven los presupuestos más altos de la historia de esta Diputación si no los ponemos a trabajar a favor de nuestros servicios públicos, a favor de las personas en riesgo de exclusión y a favor de los y las guipuzcoanas?”, ha preguntado Fiel, quien ha advertido de que “para evitar las vidas precarias necesitamos democratizar el trabajo sostenible y de calidad, y emplear una economía de los cuidados, una sanidad y una educación pública de calidad”.

En su intervención, el portavoz de Elkarrekin Gipuzkoa ha censurado que el Gobierno foral de PNV y PSE “ve a las personas como recursos, sin valorar su conocimiento, su valor, su capacidad y sus vidas”. “Tienen conflicto con el capital humano guipuzcoano allá por donde pasan. No son capaces de gestionar su relación con las y los trabajadores, porque no los ven como un valor, los ven como herramientas que deben obedecer sin quejarse y agradeciéndoles la oportunidad que les están dando. No les gusta que reivindiquen sus derechos, ni los defiende allá donde los subcontrata”, ha criticado.

En este sentido, ha citado los ejemplos del personal de las residencias, con una Diputación que se niega de forma sistemática a facilitar unas condiciones laborales dignas, y el de los interinos, que están en una situación preocupante por el “poco o ningún interés que ha tenido el Ejecutivo foral por garantizar unas plantillas consolidadas” al no parar las OPES a la espera de la nueva ley como reclamaba el personal.

Igualmente, ha aludido a lo que ocurre en la sociedad de servicios informáticos de la Administración Pública de Gipuzkoa, Izte, que siguen sin convenio y con situaciones tan rocambolescas como cinco tipo de escalas laborales para un mismo puesto, como otra muestra de la “pésima gestión del capital humano” de la Diputación.

Fiel también ha incidido en el fuerte incremento de la desigualdad en Gipuzkoa, que se sitúa ya en niveles de hace 25 años. En este sentido, ha advertido de que la situación de vulnerabilidad afecta ya al 5,1% de la población guipuzcoana, esto es, a más de 36.000 personas. Esta es la realidad y, pese a ello, el portavoz de la coalición ha denunciado que “no puede ser que los proyectos estratégicos que plantean los presupuestos sean los mismos que antes de la pandemia, que nos ha cambiado, por lo que las prioridades no pueden ser las mismas”.

Por su parte, la juntera Arantza González ha remarcado el rechazo a las cuentas por “basarse en una fiscalidad injusta que beneficia a quien más tiene” y porque “los gastos no sirven para fortalecer el sector público sino el privado”. En su intervención, ha desgranado algunas de las 116 enmiendas presentadas al proyecto de presupuestos con un importe de 42 millones de euros en ámbitos como la igualdad, el ecologismo, la rehabilitación energética, la movilidad o la juventud.

A este respecto, ha recordado que Elkarrekin Gipuzkoa ha acordado con el Gobierno foral una decena de enmiendas parciales por importe de 114.000 euros destinadas a aumentar las partidas a los programas de convivencia en la diversidad y la recuperación de la memoria histórica, así como las ayudas a los proyectos Zas anti-rumores, SOS Racismo o Salvamento Marítimo Humanitario. También se han pactado enmiendas para aumentar los cuidados en el entorno familiar y de atención personal derivadas de las prestaciones de la ley de Dependencia, y financiar proyectos municipales para el cuidado de las personas en sus domicilios.

Pese al rechazo a los presupuestos, la coalición progresista defiende que el acuerdo en torno a estas enmiendas es una “muestra de que “nosotros y nosotras estamos dispuestos a dialogar para mejorar los servicios públicos y la vida de las personas más desfavorecidas”.

 PODEMOS Ahal Dugu

Recibe nuestros newsletters

Invalid Input
Invalid Input

SEDES

Sede de Bilbao
Calle Nervión 3, 5º C-D

Sede Donostia
Avenida de Navarra, 34

Sede de Vitoria-Gasteiz
Marques de la Alameda Plaza, 1